notas sobre el 2 de julio

Estoy aturdido por el domingo electoral, y estoy estresado por este lunes postelectoral. Y tal parece que la cosa se va a poner peor.

***

Si el PAN gana la presidencia, lo he dicho y lo diré, es gracias a la mercadotecnia. Hemos presenciado las elecciones del marketing. México ha preferido votar por un producto, no por un presidente. Este domingo, como dijo Yépez, hubo fraude, sí, porque la democracia es un fraude.

***

La gente que no es panista por tradición votó por Calderón gracias a la TV y a la propaganda. Esta fue una elección de televisión.


La gente no tiene criterio para discernir. De veras que el país tiene el presidente que se merece. El país televisivo, anticrítico, bobo, sin cabeza. Sólo ve lo de arriba, no ve por abajo. No sabe leer lo que pasa en el país.


Y sí, quizá hubo democracia... pero una democracia enajedada, fetichizada, donde el pueblo no tienen verdadera posibilidad de elegir lo que quiere, sino elegir entre las posibilidades que un grupo de poder le dispone para elegir: "ándale m'ijo, elige, mira eres bien libre, elige entre esto: que te ahorquen, que te disparen, o que te avienten de un barranco".


Entonces tenemos una elección de producto, lo que se elige es un producto, no una representación ciudadana, una representación nacional, sino un producto abstracto que no sabes ni qué es ni para qué es porque nunca hemos sabido muy bien de qué se trata el poder ni la democracia, así que elegimos al que se ve más limpiecito, al que se ve más nuevo, al que tiene mejor color, al que se ve que es un producto de más calidad certificado por la última etiqueta ISO 9000. Nada de nacadas.

Comments

Popular Posts